JORNADA MUNDIAL DE ORACION CONTRA LA TRATA DE PERSONAS

8  DE FEBRERO 2016

Pastoral Social

“Yo soy el Señor tu Dios, que te saque de la esclavitud” (Ex. 20, 2)

La Pastoral de Movilidad Humana se une en oración por las víctimas de trata.
Por todas las personas a quienes en las fábricas, maquilas, minas, en trabajo domestico, en la agricultura, en la construcción, se les trata como objetos de trabajo y mano de obra barata.

Pedimos por las personas que son sometidas a la fuerza a la prostitución, por las personas que son obligadas en la industria de la pornografía, en el turismo sexual.

Pedimos por las niñas de Guatemala que han sido víctimas de violación y embarazos forzados.

Nos preocupa la venta de niñas y niños, matrimonios serviles. No mas niños soldados.

Recemos por las víctimas de trafico de órganos. No a la sustracción ilícita de órganos, tejidos o componentes para ser vendidos en el mercado negro e ilegal.

“La Pastoral de Movilidad Humana de la Conferencia Episcopal de Guatemala, en su afán por la promoción del respeto y defensa de los derechos humanos de toda persona, analiza este drama desde la fe en Jesucristo. Asimismo, Se propone la practica del respeto de los valores humanos como el camino para la construcción de una sociedad justa, fraterna y solidaria, para promover la conciencia social y el respeto hacia el prójimo, creado a imagen y semejanza de Dios” Mons. Alvaro Ramazzini Imeri

“Millones de personas, niños, mujeres y hombres de todas las edades, se ven privados de libertad y obligados a vivir en condiciones similares a la esclavitud”. Cardenal Turkson

ORACION:
“Cuando escuchamos hablar de niños, niñas, hombres y mujeres engañados y llevados a lugares desconocidos para explotación sexual, trabajo forzado y venta de órganos, nuestro corazón siente indignación y nuestro espíritu sufre, porque su dignidad y sus derechos son violados con amenazas, engaños y violencia.
Dios, ayúdanos a contrarrestar con nuestra vida toda forma de esclavitud. Te pedimos junto a Santa Bakhita para que la trata de personas termine. Danos la sabiduría y la fuerza para estar cerca de todos los que han sido heridos en el cuerpo, en el corazón y en el espíritu, para que juntos podamos realizar tu promesa de vida y de amor tierno e infinito por estos nuestros hermanos y hermanas explotados. Toca el corazón de quien es responsable de este grave crimen y apoya nuestro compromiso por la libertad, tu regalo para todos tus hijos e hijas. Amen”.